Averigua cómo puedes limpiar toda tu casa con una vaporeta

Última actualización: 03.12.21

 

La vaporeta es un aparato cada vez más común en los hogares, sin embargo, algunas personas se preguntan si realmente vale la pena hacer la inversión y para qué sirve realmente este electrodoméstico. Por lo tanto, es importante analizar con más detalle los diferentes usos que podemos darle en la limpieza del hogar. 

 

El uso del vapor de agua para higienizar el hogar se popularizó en los años 80 gracias al Vaporetto, un aparato diseñado por la empresa italiana Polti, con el objetivo de facilitar el trabajo y al mismo tiempo ofrecer mayor efectividad al combatir los virus, bacterias, ácaros y hongos que se esconden en la suciedad. Aunque en la actualidad existen muchas marcas y los limpiadores a vapor tienen tecnologías muy avanzadas, la mayoría están basados en el mismo diseño; el agua es llevada al punto de ebullición en una pequeña caldera cerrada, como si se tratara de una olla exprés, de esta forma, el vapor se concentra y sale disparado por la manguera hacia la pistola de vapor, donde puede ser regulado dependiendo de la necesidad.

Entre las múltiples ventajas de limpiar con una vaporeta podemos destacar el respeto al medio ambiente, ya que el consumo de recursos es bajo y no es necesario utilizar sustancias químicas tóxicas que no sólo afectan el ecosistema, sino que pueden ser peligrosas para el ser humano, causando enfermedades respiratorias y en la piel.

Otro de los beneficios de limpiar a vapor es que no tenemos que hacer un gran esfuerzo. Por una parte, te permite acceder fácilmente a lugares estrechos y por otro lado no es necesario frotar ni pulir demasiado, gracias a que el vapor a presión hace la mayor parte del trabajo. Por si fuera poco, una vaporeta te permite ahorrar tiempo y dinero, ya que puedes realizar el mantenimiento de la casa más rápido y sin gastar en otros productos adicionales. Veamos todo lo que podemos hacer con la vaporeta.

Limpia el suelo fácilmente con la vaporeta

Recuerda que el suelo es un lugar propicio para la acumulación de hongos y bacterias, por lo que es prioridad a la hora de desinfectar la casa. En este sentido, los limpiadores a vapor son de gran utilidad sobre superficies duras, tales como baldosas, parquet sellado, PVC, piedra, entre otros tipos de suelos que resisten bien el calor y la humedad. Las mejores vaporetas del 2021 traen diferentes accesorios, solo debes elegir la boquilla correcta dependiendo de la superficie, de esta forma, puedes decir adiós a la suciedad para que los más pequeños de la casa jueguen libremente. 

 

Recupera las persianas con vapor de agua

Una de las tareas más tediosas en el hogar es el mantenimiento de paneles japoneses, cortinas, estores enrollables y persianas, sobre todo porque son de difícil acceso y en muchos casos es necesario desmontar las piezas para poder limpiarlas. Sin embargo, puedes utilizar la vaporeta para alcanzar todas las zonas y limpiar a profundidad sin demasiado esfuerzo.

Antes de hacerlo, es recomendable retirar el exceso de polvo con una aspiradora. En este caso, es importante tomar en cuenta el tipo de material a limpiar y el nivel de temperatura, ya que algunas vaporetas tienen una gran potencia, por lo tanto, el calor extremo del vapor puede cambiar las propiedades de algunos materiales. Además, es recomendable ajustar la presión para evitar romper las partes más delicadas.

 

Elimina los ácaros de los colchones y almohadas

Los ácaros son insectos que pueden causar asma y dermatitis, pero como miden apenas 0,2 mm, no podemos verlos. Sin embargo, diversos estudios han revelado que estos incómodos animales no pueden sobrevivir a una temperatura mayor a los 60 °C, por lo tanto, después de aspirar los colchones y almohadas sólo tienes que pasar la vaporeta por la superficie haciendo movimientos lentos, de modo que el vapor pueda penetrar. Eso sí, no debes detenerte más de 5 minutos en cada zona, ya que podrías empapar el colchón. 

El vapor caliente de este aparato es efectivo también contra gérmenes, bacterias, virus y hongos, por lo que puedes desinfectar prácticamente toda la habitación, incluyendo las cortinas y edredones si has tenido alguna enfermedad, para de esta manera evitar el contagio de otros miembros del hogar. 

Revitaliza el salón de tu casa con la vaporeta

El salón es una de las áreas donde todos los miembros del hogar se encuentran, pero al ser una zona común también es de las que más suciedad acumulan. Esto es especialmente problemático en las alfombras y tapicerías. Es aquí donde una vaporeta puede ser la solución. 

Incluso si son pocas las personas que hay en casa y no hay niños, los expertos recomiendan limpiar las alfombras con vapor al menos una vez al año, ya que suelen acumular polvo y malos olores. Lo primero que debes hacer el aspirar a profundidad por ambos lados y posteriormente pasar el vapor con la boquilla indicada, de esta forma, es posible eliminar fácilmente las bacterias, virus y malos olores. Del mismo modo, la vaporeta es útil para limpiar la tapicería de los diferentes muebles del salón, ya que estos pueden acumular olores por restos de alimentos e incluso nuestro propio sudor.

 

Desinfecta tus baños con vapor caliente

A la mayoría nos desagrada la idea de limpiar el baño, debido a que es una zona de la casa que acumula mucha suciedad, además, por lo general hay que utilizar productos químicos muy fuertes que causan síntomas respiratorios y reacciones alérgicas en la piel. Por esta razón, cada vez más personas utilizan la vaporeta. El vapor permite limpiar los lugares de difícil acceso como los pliegues del inodoro, los sifones y las uniones de los azulejos. 

Es recomendable utilizar un accesorio que dirija de forma precisa el flujo de vapor hacia donde está la suciedad. Algunas vaporetas traen un cepillo especial para utilizarlo en la cerámica, de modo que logres eliminar fácilmente el moho y otras suciedades difíciles. En estos casos, se recomienda hacer movimientos lentos y constantes para lograr un mejor acabado.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS